August 13, 2021

St. Paul wants us to, “make the most of the time….” He has some suggestions about how to do that. First, what not to do: don’t be foolish, don’t look for your answers or your healing at the bottom of a bottle or in any excesses for that matter. The lift you need, the lift that is your inheritance from God, isn’t in those places. “Sing,” he says. In fact, “fill yourself” with songs. Make melodies to the Lord in your hearts. Sing. All of us can sing, and it is music to God’s ears to hear God’s children sing. I can’t tell you how many times in my life I was in a discouraged place-a weary and disoriented place-and a song came to my spirit. And that song stuck in my head like the best and most catchy jingle. Ultimately I am not sure if I was singing the song or the song was singing in me. What I do know is I owe more to songwriters than to preachers. What is your favorite song to God?

Ephesians 5:15-20


For People with Bishop Rob Wright

The podcast expands on Bishop’s For Faith devotional, drawing inspiration from the life of Jesus to answer 21st-century questions.


Canta

San Pablo quiere que, “aprovechemos al máximo cada momento…” Él tiene algunas sugerencias para hacerlo. Primero, lo que no debemos hacer: no ser necios, no buscar respuestas o curación en el fondo de una botella o en cualquier exceso. El ánimo que necesitas, ese ánimo que es tu herencia de Dios, no se encuentra en esos lugares. “Canta,” él dice. De hecho, “llénate” de canciones. Haz melodías para el Señor en tu corazón. Canta. Todos podemos cantar, y es música para los oídos de Dios escuchar a sus hijos cantar. No puedo decirte cuántas veces en mi vida estuve en un lugar desanimado, cansado y desorientado, y una canción vino a mi espíritu. Y esa canción se me quedó grabada en la cabeza como el mejor y más pegadizo sonido. En última instancia, no estoy seguro de si estaba cantando la canción o si la canción se estaba cantando en mí. Lo que sí sé es que les debo más a los compositores que a los predicadores. ¿Cuál es tu canción favorita de Dios?

Efesios 5:15-20